Cómo contratar a un director de música

26 de agosto, 2011 | Rethink Church

Si su director/a de música no satisface las necesidades de la congregación, quizá es hora de que tome clases para ponerse al día y desarrollar nuevas habilidades para su trabajo. Quizá ha llegado el tiempo para que busque otro lugar de trabajo, dándole a la iglesia la oportunidad de contratar un nuevo director de música. Quizá su iglesia no tiene un director de música, pero el crecimiento experimentado está recomendado tener una persona que se dedique a dirigir la música en la congregación. La Junta de Discipulado tiene un buen recurso llamado Should Our Church Have a Full-Time Musician?

Recopilando antecedentes
Ore antes de empezar el proceso de contratación y hable con la congregación para estar al tanto de las necesidades. Ponga por escrito todas las formas y ocasiones en que se usa la música, sea durante la adoración, la misión, escuela dominical, etc.

Comité de música
Pregúntese si se desea alguien para que sirva a tiempo parcial, tiempo completo o como voluntario. Nunca le pida a alguien que se dedique a trabajar a tiempo parcial ofreciéndole sólo un sueldo voluntario que muchas veces no es ni fijo ni real. Si la congregación no puede pagar un director/a de música, forme un comité de música para que tenga una participación activa en cuanto a la música de la iglesia. Para saber cómo empezar dicho comité, haga un clic aquí.

Esté dispuesto a pagar por el servicio
Si el presupuesto de la iglesia permite contratar a una persona a tiempo parcial o completo, hay que tener en cuenta lo que se requiere de un director de música. Deberá reunirse con el comité de música para diseñar los servicios, aprender nueva música, hacer arreglos musicales, confeccionar un calendario y dirigir las prácticas. Para consejos sobre el sueldo del director/a de música, haga clic aquí.

El equilibrio deseado
Es importante balancear la espiritualidad y el profesionalismo. El talento y la educación podrían producir música excelente, pero también se necesita alguien que muestre pasión por Dios, amor a la congregación y una vida personal en orden. Es importante llegar a conocer bien al candidato/a antes de contratarlo. Se necesita una persona que sepa relacionarse bien con la gente, con gentileza y comprensión.

La importancia de la educación
Un músico podría ser talentoso pero carece de educación formal, lo cual podría ser una limitación para que pueda enseñar a otros, escribir partituras, hacer arreglos y asignar voces. Una persona con poca preparación tenderá a reclutar gente con poco conocimiento. Además de la educación, la experiencia práctica es de suma importancia.

Dones de liderazgo y comunicación
Un director/a de música pasa casi tanto tiempo frente a la congregación que el pastor. Esto significa que debe tener excelentes habilidades de liderazgo y comunicación. Hay que cuidarse de los músicos que sólo se interesan en figurar, en los escenarios, las luces y el ego. Los mejores líderes están centrados, más bien, en las necesidades de la congregación.

Paciencia
Uno debe ser paciente si la iglesia no tiene los recursos para contratar a alguien tiempo completo. Hay que seguir trabajando con metas claras para lograr objetivos concretos. Tenga como meta a largo o corto plazo mejorar la música por medio de alguien que se dedique a ese ministerio.




Contact Us

This will not reach a local church, district or conference office. InfoServ* staff will answer your question, or direct it to someone who can provide information and/or resources.

Phone
(optional)

*InfoServ ( about ) is a ministry of United Methodist Communications located in Nashville, Tennessee, USA. 1-800-251-8140

Not receiving a reply?
Your Spam Blocker might not recognize our email address. Add this address to your list of approved senders.